Modelos

5,5 razones para apostar por el BMW M550i xDrive

El nuevo BMW M550i xDrive es la variante más dinámica de la berlina de negocios con más éxito del mundo. El automóvil deportivo M Performance obtiene la mejor nota en su segmento.

Texto
Jan Wilms

Características de diseño exclusivas, una propulsión poderosa y una aerodinámica fascinante: el nuevo BMW M550i xDrive asegura una experiencia de conducción emotiva e incomparable. Además, la exclusiva combinación de M Performance distingue al BMW M550i xDrive del Serie 5 normal, sin renunciar al confort ni a las funciones de conectividad de la berlina de negocios con más éxito del mundo. Incorpora prácticamente en cada área los mejores avances creados hasta la fecha por los ingenieros de BMW. En concreto, esto significa que el placer de conducir es aún más intenso. Tras las cuatro puertas del nuevo BMW M550i xDrive se esconden las prestaciones de un deportivo. El modelo se ha convertido así, en todas sus facetas, en la quintaesencia de su serie.

La experiencia en el BMW M550i xDrive, condensada en sus 5,5 cualidades más importantes:

El nuevo BMW M550i xDrive, el modelo más puntero de la nueva Serie 5, incorpora prácticamente en cada área los mejores avances creados hasta la fecha por los ingenieros de BMW.

De modo sutil pero consecuente, el diseño más lujoso en la historia de la serie 5 de BMW evidencia el carácter independiente del BMW M550i xDrive.

1. Características de diseño exclusivas
De modo sutil pero consecuente, el diseño más lujoso en la historia de la serie 5 de BMW evidencia el carácter independiente del BMW M550i xDrive. Así, dispone del nuevo color Cerium Grey, reservado para los modelos M Performance, y de una serie de elementos exclusivos: el paquete aerodinámico M con spoiler trasero M, el marco de las lunas en la variante Shadow Line brillante y los dos tubos de escape deportivos M con embellecedores trapezoidales en cromo negro.

2. Propulsión sobresaliente y la mejor aceleración de su categoría
El motor M Performance TwinPower Turbo con 4,4 litros de cilindrada y 340 kW (462 CV) de potencia es el único propulsor V8 de la serie 5. Con un par máximo de 650 Nm, combina unas prestaciones sobresalientes con una gran eficiencia. Los motores M Performance son, por debajo de los modelos M centrales, los más potentes de cada serie, y poseen varios detalles técnicos únicos. Así, el BMW M550i xDrive es el vehículo con la mejor aceleración del segmento: de 0 a 100 km/h en 4,0 segundos.

3. El sonido
La espectacular potencia del BMW M550i xDrive no solo se experimenta al volante, también se escucha. El inconfundible sonido del motor de la berlina más veloz de su categoría es un reflejo de sus prestaciones en carretera: poderoso y lleno de carácter.

Los motores M Performance poseen varios detalles técnicos únicos. Así, el BMW M550i xDrive es el vehículo con la mejor aceleración del segmento: de 0 a 100 km/h en 4,0 segundos.

Puros genes BMW en su manifestación más atlética: la combinación de los elementos dinámicos se ha ajustado de modo específico para el BMW M550i xDrive, que ahora posee el extraordinario carácter directo reservado normalmente para los modelos M Performance.

Puros genes BMW en su manifestación más atlética: la combinación de los elementos dinámicos se ha ajustado de modo específico para el BMW M550i xDrive, que ahora posee el extraordinario carácter directo reservado normalmente para los modelos M Performance.

4. Tracción total BMW xDrive y chasis M Performance
Puros genes BMW en su manifestación más atlética: el sistema inteligente de tracción a las cuatro ruedas BMW xDrive ―con un papel destacado para las ruedas traseras― y los componentes del chasis propios de M Performance aseguran el máximo dinamismo en carretera, a la vez que ofrecen el mayor confort posible y, por supuesto, una excelente tracción. La combinación de los componentes dinámicos se ha ajustado de manera específica para el BMW M550i xDrive, que ahora posee el extraordinario carácter directo reservado normalmente para los modelos M Performance.

5. Caja de cambios Steptronic deportivo de 8 velocidades
El opulento menú de 8 velocidades de la caja de cambios Steptronic deportivo acentúa el carácter deportivo de la propulsión del BMW M550i xDrive. La transmisión se efectúa mediante programas de cambio M Performance reglados de modo específico, que permiten un cambio dinámico y una mayor espontaneidad al bajar de marcha en todo el rango de revoluciones. Con una construcción compacta y un rendimiento optimizado, la caja de cambios contribuye también a mejorar la eficiencia en el consumo de combustible.

5,5. Conectividad completa
Gracias a la integración perfecta de BMW Connected, la conectividad del BMW M550i xDrive se encuentra al mismo nivel de excelencia que su propulsión. El servicio enlaza el smartphone o el smartwatch con la Open Mobility Cloud de BMW, convirtiéndose así en un coach personal de movilidad. Información del tráfico, planificación de rutas inteligente, precalentamiento del vehículo mediante una app, la oferta de funciones de BMW Connected Drive… Ahora, la unión entre el automóvil, el ser humano y el medioambiente es más estrecha que nunca.

El sistema inteligente de tracción a las cuatro ruedas BMW xDrive ―con un papel destacado para las ruedas traseras― y los componentes del chasis de M Performance, reglados de modo específico, aseguran el máximo dinamismo en carretera, a la vez que ofrecen el mayor confort posible y una excelente tracción.

Datos técnicos

BMW M550i xDrive

Cilindrada cm3
Cilindros

4395
8

Potencia
kW (CV)


340 (462)

Par motor Nm

650

Vmáx km/h

250

Aceleración
0–100 km/h en s


4

Consumo
l/100 km
urbano
interurbano
combinado



12,7
7,1 – 6,8
9,1 – 8,9

Emisiones CO2
g/km


209 – 204

Categoría de eficiencia energética

E

04/20/2017